Polvos Iluminadores, te contamos todo sobre ellos.

Polvos Iluminadores, te contamos todo sobre ellos.

Se acerca el buen tiempo y, por tanto, la época en la que queremos lucir nuestra piel más luminosa, radiante y jugosa. Y es aquí donde los polvos iluminadores juegan un papel crucial convirtiéndose en uno de los productos estrella de los spring y de los summer make up.

 Te contamos todo sobre ellos............

 

Iluminador Facial, ¿Qué es y para qué sirve?

Los polvos iluminadores o highlighter son cosméticos que resaltan determinadas zonas de nuestra cara como los pómulos, la nariz y el arco de cupido. Estos, otorgan a estas zonas un brillo sutil creando, a su vez, un efecto de mayor volumen.

 

 

Polvos Iluminadores 1
En definitiva, el iluminador es un versátil producto de maquillaje que sirve para, potenciar los rasgos de nuestro rostro que más nos gusten, resaltar las zonas de nuestra cara sobre las que incide naturalmente la luz y para lograr un rostro más saludable y luminoso.

Cuenta con diferentes formatos: En polvos, en crema, líquidos, en lápiz o en stick. Y con diferentes tonos: bronce, nacarado, rosado e irisado.

Personalmente, sentimos predilección por el iluminador en crema debido a que cuenta con una serie de ventajas respecto a los demás formatos como, por ejemplo, que es más fácil de aplicar, que consigue fundirse mejor con la piel evitando grumos o antiestéticos ronchones y que es más fácil de extender.

¿Cómo y dónde aplicar el iluminador?

Un iluminador bien aplicado marca la diferencia entre llevar un maquillaje bonito y lucir una piel radiante o, por el contrario, dar la sensación de una falsa piel grasa o marcar brillos en zonas inadecuadas. Bien aplicado, el iluminador, difumina ojeras, aporta el tan ansiado "efecto buena cara", unifica el tono y resalta las partes de nuestro rostro que más nos gustan o queremos potenciar.

 

Tonos Polvos Iluminadores NCosmetics
Tonos Polvos Iluminadores Nature Cosmetics 

Por ello, vamos a daros una serie de sencillos consejos para que os lo apliquéis correctamente. Basta con seguir los siguientes pasos:

Lo primero es escoger la zona o zonas del rostro. Nuestro consejo son las siguientes:

 1).- En el hueso de la ceja. Con ello, conseguirás una mirada más vital y despierta y un efecto visual de ojos más grandes.

2).- Sobre el párpado móvil: A modo de sombra de ojos para iluminar la mirada.

3).- En el lagrimal: Para destacar la mirada.

4).- En los pómulos: Con ello, conseguiremos subir las mejillas y estilizar el rostro. Debe aplicarse siempre en la zona elevada del pómulo.

5).- Sobre la nariz: Basta aplicar un pequeño toque de iluminador en el centro del tabique nasal para lucir, al instante, una nariz estilizada.

6).- En los labios: Pon un ligero toque de iluminador en el arco de cupido y, automáticamente, verás unos labios más grandes y voluminosos. Además, es perfecto para dar a los labios un extra de brillo simplemente con solo poner un poco de iluminador sobre nuestro pintalabios.

7).- Sobre la barbilla: Aplica un leve toque de iluminador en la punta de la barbilla y lograrás un efecto más afinado del rostro.

A la hora de aplicar el iluminador conviene hacerlo con pequeños toques ayudándonos del dedo o de una esponja de silicona. Con ello, nos aseguramos de estar empleando la cantidad justa del mismo.

Una vez aplicado, hay que difuminar el iluminador con pequeños movimientos circulares, evitando arrastrar la base de maquillaje. 

¿Cuál es el tono ideal según nuestro tipo de piel?

 

No cualquier iluminador vale para nuestro rostro. En general, puede decirse que hay tres tonos básicos que se adaptan a todo tipo de piel. Y, lo ideal, es combinarlos.

 

 

paletapolvosiluminadores

 Paleta de polvos iluminadores Camaleon Cosmetics

Para pieles claras:  Lo ideal es usar tonos nácar y rosados sobre labios y pómulos y un tono dorado o bronce en los ojos.

Para pieles mixtas o intermedias: Se aconseja usar un tono rosado, un tono bronce o una combinación de ambos  en los pómulos y un tono nácar en el lagrimal, las cejas y los labios.

Para pieles oscuras: Ocurre lo mismo que con las pieles mixtas o intermedias.

 

¿Cuándo, en qué ocasiones debemos usar el iluminador?

 

El iluminador es un cosmético perfecto para cada día. Se puede usar con o sin maquillaje y, con él, puedes conseguir diferentes looks donde el iluminador te dará ese toque diferente y luminoso que buscas.

Puedes usarlo de día para ir a la oficina. Usa los tonos más suaves para un look natural y úsalo sólo en dos zonas. Os recomendamos sobre todo los pómulos y el tabique nasal; conseguiréis lucir un rostro más despierto y saludable desde primera hora de la mañana.

 Para un afterwork de tarde: Tras la jornada laboral, para salir a tomar algo con las amigas sin tiempo para pasar a retocarte por casa, el iluminador será tu mejor aliado.

 Aplica unos ligeros toques de iluminador rosa en los párpados y de iluminador blanco en el lagrimal para despertar la mirada y eliminar los signos de cansancio del día.

 Para una comida de día: Dale a tu rostro un toque de color que destaque sin resultar excesivo, aplicando un tono bronce sobre la ceja y los pómulos y, un tono blanco en ojos y labios para iluminarlos y darles intensidad.

 Para una fiesta de noche: Consigue un look brillante y un pelín llamativo combinando los tres tonos en las diferentes zonas de tu rostro. Remátalo con un toque de iluminador rosado sobre tu labial y conseguirás un toque metálico ideal en los mismos.

Regresar al blog